Reconoce qué te hace feliz

 

                 ¿ Te has dado cuenta de que has sonreído ?

 

A menudo nos cuesta parar nuestro incesante ritmo de vida y entramos en una dinámica en la que parece que estamos todo el tiempo en modo automático. Como los móviles que ponemos a cargar por la noche, así llegamos al final del día, sin batería.

En las sesiones de coaching en Málaga que desarrollo solemos trabajar estas cuestiones con preguntas como éstas:

¿Te has preguntado alguna vez, justo antes de dormir, qué momento del día te ha hecho hoy feliz?

¿Puedes recordar en qué momento has sonreído?

Vivimos momentos que nos conectan con nuestra felicidad pero no somos capaces de reconocerlos, de darles ese valor que puede hacer que el resto del día valga la “pena” (alegría). Pues sí, podemos empezar a cambiar nuestra manera de expresarnos a una más positiva, haciendo que las cosas valgan la alegría y no la pena.

Dicen que un pensamiento negativo se cancela o anula con cinco positivos.

En las sesiones de risoterapia recientes que hemos desarrollado en la provincia de Málaga buscamos de forma conjunta con los participantes tácticas para cambiar esa dinámica de generación de pensamientos negativos tan interiorizada a veces por inercia.

Te cuento algunas claves. Si no encuentras cinco momentos positivos antes de acostarte, dedica unos minutos, justo antes de dormir, a pensar precisamente en ese momento que te provocó una sonrisa, un abrazo, unas palabras amables, un reconocimiento, un halago… puedes usar una libreta para hacer el procesos aún más metódico.

O simplemente tomarte algunos minutos para hacer un ejercicio de meditación concentrándose en el “Aquí y ahora”, algo que nos encanta desarrollar en nuestras sesiones de meditación (grupo de meditación de teatinos)

 

Sería algo parecido a dormirse como cuando nos cantaban una nana cuando éramos bebés. Un estímulo agradable para iniciar el tan merecido descanso del día.Te puedo asegurar que tu despertar, al día siguiente, será completamente distinto.

¿Cómo lo hacemos? Te propongo tres sencillos pasos:

  1. Dedica unos minutos, justo antes de dormir, a visualizar, pensar y sentir ese momento del día.
  2. Repite el paso número 1 durante diez días.
  3. Observa, durante el día, cuál es ese momento y hazle una “foto mental”. Guárdatela para tu ejercicio nocturno.

Si algún día se te olvida hacerlo, no pasa nada. Empieza a contar desde el principio. Lo interesante es hacerlo durante diez días seguidos.

Y, simplemente, verás cómo hay un cambio. No seré yo quien te diga lo que va a suceder porque eso es parte de tu experiencia. Pero sí que te invito a que, si te animas a hacerlo y tomar ese compromiso contigo misma, contigo mismo, me dejes un comentario de tu experiencia, que se podrá compartir con más personas y animarán a otras a hacerlo.

Ni te imaginas lo que puede mejorar tu día a día con este sencillo ejercicio.

Deseando que me cuentes cómo te has sentido.

Que disfrutes del proceso y todo lo que te puede aportar.

Rocío Villalba

 

                                  www.rociovillalba.es

                                  info@rociovillalba.es

 

Haz click aquí para dejar tus comentarios